Autores Invitados: Tres días en Las Vegas

La ciudad de Las Vegas es mundialmente famosa por su gran oferta de entretenimiento, que se materializa sobre todo en casinos abiertos las 24 horas del día. Localizada en el desierto de Mojave de Nevada, Las Vegas es conocida como la «ciudad del pecado».

Para conocerla bastarán tres días: los suficientes para recorrer los lugares más emblemáticos de uno de los lugares más turísticos de Estados Unidos. De cualquier forma, deberán buscar un hotel en Las Vegas con suficiente antelación para poder hospedarse en el lugar que deseen

A continuación, les propongo una ruta para empaparse de la vida y la diversión de Las Vegas

Primer día

El mejor lugar para empezar un buen recorrido por Las Vegas es la calle The Strip, corazón de la ciudad. Allá podrán ver el cartel de bienvenida a Las Vegas para, posteriormente, acercarse a algún casino cercano. Así, aunque existen una gran variedad de casinos en Las Vegas, algunos destacan especialmente como, por ejemplo, el Hotel Luxor. Situado en el famoso Las Vegas Boulevard, este hotel-casino es especialmente conocido ya que cuenta con una gran esfinge que custodia la pirámide que se encuentra detrás. Visitarlo será como viajar en el tiempo.

Asimismo, también sobresalen especialmente los casinos y hoteles Excalibur y New York. El primero constituye una fortaleza medieval, en la que se podrán cruzar con trovadores y juglares, mientras que el New York Hotel Casino es muy popular al contar en sus instalaciones con una gran montaña rusa, bautizada como Big Apple Coaster. Ambientado en la ciudad de Nueva York, visitar el New York será como estar en la Gran Ciudad. 

Del mismo modo, otros dos casinos que se deben visitar son The Venetian y las Fuentes del Bellagio. En el primero podrán dar un paseo en Góndola, ya que está ambientado en Venecia, mientras que en el Bellagio podrán observar el mayor espectáculo de fuentes del mundo. De esta forma, podrán visitar diferentes hoteles en Las Vegas

Segundo día

Durante el segundo día de visita, les recomiendo que visiten aquellos emplazamientos un poco menos populares, pero cuya visita es igualmente obligada. De esta forma, podrán reservar el segundo día para, por ejemplo, darse un baño en el hotel Flamingo Beach Club, cuya piscina está repleta de flamencos. 

Igualmente, otro lugar que no deben dejar de visitar durante este segundo día es el casino El Cortez, el más antiguo de la ciudad. Asimismo, también les aconsejo que guarden una parte del día para visitar el fantástico Museo del Neón: un lugar donde se exponen las luces que en el pasado dieron vida a esta maravillosa ciudad. 

Además, si les sobra un poco de tiempo, deberían visitar también la Fremont Street Experience -una de las calles más importantes de la ciudad-. Por último, la Torre Stratosphere es una visita imprescindible para los amantes de las vistas panorámicas.  

Tercer día

Después de dos días de máxima intensidad en Las Vegas, lo mejor será reservar el tercer día de visita para huir de la ciudad y conocer otros lugares cercanos. En este sentido, el Gran Cañón del Colorado puede ser una opción perfecta.

Actualmente, es posible arrendar un vehículo, viajar hasta él en transporte público o contratar una excursión organizada. Además, aunque es mucho más cara, también existe la posibilidad de sobrevolarlo en helicóptero.

¡Saludos viajeros!

*Este artículo tiene un fin publicitario*

Si quieres decir algo, hazlo aquí:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Licencia Creative Commons
Viajando Lento por Nicole Etchart Opitz se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional.