Playa del Carmen y Cozumel: datos viajeros

Datos viajeros: Playa del Carmen y Cozumel

Disclaimer: Este texto corresponde a la última parte de una trilogía que preparé luego de un presstrip por el caribe mexicano. La primera habla sobre qué es Royal Holiday (la marca que me invitó) y la puedes leer aquí. Mientras que la segunda parte son datos viajeros por Cancún, y la puedes leer aquí. Además, preparé una introducción que da contexto a todo el viaje (pero que sirve de epílogo si lo quisieras también) que puedes leer aquí.

Como les estuve contando, este viaje fue organizado por Royal Holiday, un club vacacional que nos invitó a un grupo de periodistas (y a mí, la no-periodista) a conocer sus hoteles en Cancún, Playa del Carmen y Cozumel. Por esta razón, es que el viaje corría a pinta de ellos y no mía, y quizás por eso los que me conocen mejor estarán pensando que este no es el estilo de viaje que suelo tener. PEEEERO, no por eso iba a ser un mal viaje. TODO LO CONTRARIO. Esta aventura estuvo increíble. Fue un viaje de ensueño del cual estoy muy agradecida.

Playa del Carmen y cozumel

Qué hacer en Playa del Carmen

Aquí es donde les digo que Playa del Carmen está a una hora de Cancún y es parte de la zona que se conoce como “Riviera Maya”. Su costa da al Mar Caribe (oh, dios mío, maravilloso Mar Caribe), no tiene más de 150.000 habitantes, su temperatura mínima en el año es de 18 grados mientras que la máxima llega a los 40, y su principal actividad económica es el turismo. Con estos datos, Playa del Carmen se transforma en un lugar SOÑADO para irse de vacaciones.

De hecho, a mí Playa me llamaba mucho más la atención que Cancún. Quizás porque este último se llena más de turistas estadounidenses y, en cambio, a Playa del Carmen llegan más europeos (dicen). Prejuicios everywhere pero qué se le va a hacer.

1) Descansar, obvio.

Esta opción es la primera porque, obvio, si uno se va de turista (o viajero o viajante o como quieran) a un lugar tan paradisíaco como este, y se gasta lo que se gasta en alojamiento, es porque quiere echarse a mirar el horizonte por un rato y nada más. Ya sea en uno de los tantos hoteles all-inclusive que repletan la zona, o en un hospedaje más común, terminarás al menos dándote un día de playa, con los pies en la arena (o en el ma), con un cóctel en la mano, disfrutando del sol (o de la sombra de una palmera). Todos nos merecemos ese tiempo muerto, ¿cierto?



2) Pasear por la Quinta Avenida

La famosa Quinta Avenida es una calle peatonal muy cercana a la playa que es punto turístico obligado para todos los que visitan la zona. En ella se concentran un montón de restaurantes, bares, cafés y heladerías, discos, tiendas de ropa exclusivas, artesanías y souvenirs, joyerías, y hasta incluso una que otra galería de arte. Hay para todos los gustos: desde las marcas más renombradas de diseñadores exclusivos, hasta pequeñas tiendas de artesanos locales.

Da para salir a caminar en familia o con amigos, para disfrutar la noche mexicana y su cultura escuchando a algún grupo de mariachis o saboreando su comida típica.

playa del carmen y cozumel

3) ¡Tomar un tour!

Elige uno de los tantos tours que se ofrecen en la zona y aventúrate. Quizás ya has oído hablar de Xcaret… ¿pero te suena Xel-Ha, Río Secreto o Xplor? También puedes ir a conocer las ruinas de Chichén Itzá (si es que no fuiste ya en tu parada en Cancún) o el pueblo de Tulum. Todos los tours prometen diversión y aventura en medio de paisajes asombrosos, vegetación abundante, y fauna nativa. Es verdad que los precios son elevados, pero mi recomendación es elegir al menos uno, porque no te puedes ir de la Riviera Maya sin antes haberte compenetrado con su mística.



4) Soñar con el Cirque du Soleil

Un sueño hecho realidad fue para mí asistir a Joyà, el espectáculo permanente que tiene el Cirque du Soleil en la Riviera Maya. Tienen opciones desde sólo ver el show, hasta paquetes vip que incluyen una cena mágica y los mejores asientos para disfrutar la obra. Nosotros tuvimos el privilegio de casi poder tocar a los artistas y sentirnos parte de la puesta en escena. Se mueren lo alucinante que era la comida: humos saliendo de tu ensalada, y mezclas que nunca había probado antes. Ellos prometen “envolver al público a través de los cinco sentidos” y sí que lo logran. Totalmente recomendado.

playa del carmen y cozumel

5) Visitar Cozumel

Frente a Playa del Carmen, a sólo 18 km de distancia, se encuentra la isla de Cozumel. Bañada por el Mar Caribe, las actividades que ofrece son más bien acuáticas, aunque por supuesto que podrás encontrar actividades nocturnas o perderte caminando por sus calles.

La forma de llegar a ella es en ferry, y puedes acceder a él ya sea por tu cuenta o en algún tour. El viaje sólo dura 40 minutos y son tres empresas los que lo ofrecen. Las salidas son cada 30 o 60 minutos, de 06:45 a 23:00 de Playa a Cozumel y de 06:00 a 22:00 de Cozumel a Playa. Les recomiendo consultar los precios en los sitios web de las empresas: Ultramar, México Waterjets y Barcos Caribe, ya que estos podrían variar según la temporada.

Uno de sus grandes atractivos es el buceo y el snorkel, ya que en sus costas encuentras arrecifes de coral y un montón de fauna marina. Por esto, los paseos en lancha abundan en la zona, quienes te ofrecerán desde sólo trasladarte a los puntos turísticos, o un sin fin de “servicios extra” en las denominadas lanchas privadas o paseos vip. Otra vez nosotros tuvimos la fortuna de recorrer la zona en un servicio privado exclusivo, con abundante comida marina y tragos por doquier, jeje.

Uno de los puntos fijos en que se detienen todos los visitantes es la famosa playa El Cielo, llamada así porque en algún momento, hace años, vivían allí colonias de estrellas marinas. Sin embargo, hoy sólo puedes ver algunos peces y si tienes suerte se te cruza una manta raya. Si quieres ver estrellas, los guías te pueden llevar a otros puntos donde encontrarlas… pero cada vez es más difícil, producto de la manipulación del hombre.

playa del carmen y cozumel

Bueno bueno. Esto ha sido todo por esta vez. Les recuerdo que este texto es el último de una trilogía que preparé luego de un presstrip por el caribe mexicano. La primera parte habla sobre qué es Royal Holiday (la marca que me invitó) y la puedes leer aquí. Mientras que la segunda parte son datos viajeros por Cancún, y la puedes leer aquí. Además, preparé una introducción que da contexto a todo el viaje (pero que sirve de epílogo si lo quisieras también) que puedes leer aquí.

Por favor, déjenme sus apreciaciones y dudas en los comentarios de más abajo. Compártanme su experiencia y conversemos. Yo ahora sólo puedo decirles que las ganas que tengo de volver al Caribe mexicano son infinitas. Me lo pide mi cuerpo y me lo pide mi alma, jaja. Quizás ahora se vienen otros viajes, pero estoy segura de que volveré a pisar esas tierras más temprano que tarde. Además, tengo una deuda grande con México, así que si no voy al sur, al menos me iré a pasear por el Ciudad de México. ¡Quédense pendientes! 

Ayúdame compartiéndolo
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest

Si quieres decir algo, hazlo aquí:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Licencia Creative Commons
Viajando Lento por Nicole Etchart Opitz se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional.